Safo y Alex Ubago

diciembre 1, 2009

Safo, siglo VII- VI a.C.

Me parece igual a un dios, el hombre

Que frente a ti se sienta, y tan de cerca

Te escucha absortos hablarle con dulzura

Y reírte con amor.

Eso, no miento, no, me sobresalta

Dentro del pecho el corazón; pues cuando

Te miro un solo instante, ya no puedo

Decir ni una palabra,

La lengua se me hiela, y un sutil

Fuego no tarda en recorrer mi piel,

Mis ojos no ven nada, y el oído

Me zumba, y un sudor

Frío me cubre, y un temblor me agita

Todo el cuerpo, y estoy, más que la hierba,

Pálida, y siento que me falta poco

Para quedarme muerta.

Temblando, Alex Ubago.

Temblando con los ojos cerrados
el cielo está nublado y a lo lejos tú…
hablando de lo que te ha pasado.
intentando ordenar palabras,
para no hacerme tanto daño,
tanto daño… y yo…
sigo temblando.
De la mano y con mucho cuidado
os besasteis en silencio,
cuando no había luz,
y me hace gracia,
tu manera de contarlo
como el que cuenta que ha pensado
que ha decidido…
que seguimos siendo amigos, y yo…
estoy temblando y llorando…
y me había jurado que nunca iba a llorar.
Escuchando cada palabra,
que no quiero escuchar.
desgarrándome, suplicándote, intentando hacerte recordar
pero tú… sólo dices…
“voy a colgar.”

Tanto en el poema como en la canción se habla de alguien que está enamorado y no es correspondido.

Describe el sufrimiento o lo mal que lo pasa al ver a su amor con otra persona que la quiere y que no es él.

Paula Gaspar

Anuncios

Catulo y Silvio Rodríguez

diciembre 1, 2009

Desgraciado Catulo, deja de hacer tonterías,

Y lo que ves perdido, dalo por perdido.

Brillaron una vez para ti soles luminosos,

Cuando ibas a donde te llevaba tu amada,

Querida por ti como no lo será ninguna.

Entonces se sucedían escenas divertidas,

Que tú buscabas y tu amada no rehusaba.

Brillaron de verdad para ti soles luminosos.

Ahora ella ya no quiere; tú, no seas débil, tampoco,

Ni sigas sus pasos ni vivas desgraciado,

Sino endurece tu corazón y mantente firme.

¡Adiós, amor! Ya Catulo se mantiene firme:

Ya no te cortejará ni te buscará contra tu voluntad.

Pero tú lo sentirás, cuando nadie te corteje.

¡Malvada, ay de ti! ¡Qué vida te espera!

¿Quién se te acercará ahora? ¿Quién te verá hermosa?

¿De quién te enamorarás? ¿De quién se dirá que eres?

¿A quién besarás? ¿Los labios de quién morderás?

Pero tú, Catulo, mantente firme.

Ojalá que las hojas no te toquen el cuerpo cuando caigan
para que no las puedas convertir en cristal
ojalá que la lluvia deje de ser el milagro que baja por tu cuerpo
ojalá que la luna pueda salir sin ti
ojalá que la tierra no te bese los pasos.

(coro)
ojalá se te acabe la mirada constante
la palara precisa, la sonrisa perfecta
ojalá pase algo que te borre de pronto
una luz cegadora, un disparo de nieve
ojalá por lo menos que me lleve la muerte
para no verte tanto, para no verte siempre
en todos los segundos, en todas las visiones
ojalá que no pueda tocarte ni en canciones

Ojalá que la aurora no de gritos que caigan en mi espalda
ojalá que tu nombre se le olvide esa voz
ojalá las paredes no retengan tu ruido de camino cansado
ojalá que el deseo se valla tras de ti
a tu viejo gobierno de difuntos y flores

(coro)

ojalá se te acabe la mirada constante
la palara precisa, la sonrisa perfecta
ojalá pase algo que te borre de pronto
una luz cegadora, un disparo de nieve
ojalá por lo menos que me lleve la muerte
para no verte tanto, para no verte siempre
en todos los segundos, en todas las visiones
ojalá que no pueda tocarte ni en canciones

He comparado la canción y el poema porque, aunque realmente las situaciones sean diferentes, los dos tratan sobre el gran dolor que causa un amor que no ha podido ser correspondido, o que no funcionó, y tienen que renunciar  a sus amadas por la situación.

Los dos las aman profundamente, Silvio Rodríguez, por ejemplo, comenta el tema de la muerte. Prefiere que le lleve la muerte, para no recordarla, porque está siempre en su mente.

Y en el caso de Catulo, comenta que la tiene que dejar, que se va a resignar a perderla como un hombre firme que es,  pero no aguanta el quererla, y de alguna manera le echa en cara que sin él va a ser una desgraciada y que nadie la va a querer como él, porque no es capaz de dejarla marchar del todo, la quiere demasiado…

Julia Machuca


Safo y La Oreja de Van Gogh

diciembre 1, 2009
Jueves ( la oreja de Van Gogh)                                    (Safo, siglo VII-VI a.C)    Nº3
Si fuera más guapa y un poco más lista,                 Me parece igual a un dios, el hombre
si fuera especial, si fuera de revista,                        Que frente a ti se sienta, y tan de cerca
tendría el valor de cruzar el vagón                           te escucha absortos hablarte con dulzura
y preguntarte quién eres.                                              Y reírte con amor.
Te sientas enfrente y ni te imaginas                           Eso, no miento, no, me siento sobresaltada
que llevo por ti mi falda mas bonita,                         Dentro del pecho el corazón; pues cuando
y al verte lanzar un bostezo al cristal                       Te miro un solo instante, ya no puedo
se inundan mis pupilas.                                                   Decir ni una palabra.
De pronto me miras, te miro y suspiras,                  La lengua se me hiela, y un sutil
yo cierro los ojos tu apartas la vista,                        fuego no tarda en recorrer mi piel,
apenas respiro me hago pequeñita                            Mis ojos no ven nada, y el oído
y me pongo a temblar.                                                    Me zumba, y un sudor
Y así pasan los días de lunes a viernes,                    Frío me cubre, y un temblor me agita
como las golondrinas del poema de Bécquer,      Todo el cuerpo, y estoy, más que la hierba,
de estaciona estación,                                                     Pálida, y siento que me falta poco
de frente tu y yo va y viene el silencio.                    Para quedarme muerta.
De pronto me miras, te miro y suspiras,
yo cierro los ojos tu apartas la vista,
apenas respiro me hago pequeñita
y me pongo a temblar.
Y entonces ocurre, despiertan mis labios,
pronuncian tu nombre tartamudeando,
supongo que piensas que chica mas tonta,
y me quiero morir.
Pero el tiempo se para,
te acercas diciendo,
yo aun no te conozco y ya te echaba de menos,
cada mañana rechazo el directo y elijo este tren.
Y ya estamos llegando, mi vida ha cambiado,
un día especial este 11 de marzo,
me tomas la mano, llegamos a un túnel
que apaga la luz.
Te encuentro la cara gracias a mis manos,
me vuelvo valiente y te beso en los labios,
dices que me quieres y yo te regalo
el ultimo soplo de mi corazón.

La canción se parece al poema porque describe el efecto físico de un amor o una atracción entre dos personas.

Si fuera más guapa y un poco más lista,
si fuera especial, si fuera de revista,
tendría el valor de cruzar el vagón
y preguntarte quién eres.Te sientas enfrente y ni te imaginas
que llevo por ti mi falda mas bonita,
y al verte lanzar un bostezo al cristal
se inundan mis pupilas.De pronto me miras, te miro y suspiras,
yo cierro los ojos tu apartas la vista,
apenas respiero me hago pequeñita
y me pongo a temblar.

Y asi pasan los dias de lunes a viernes,
como las golondrinas del poema de Bequer,
de estaciona estacion,
de frente tu y yo va y viene el silencio.

De pronto me miras, te miro y suspiras,
yo cierro los ojos tu apartas la vista,
apenas respiero me hago pequeñita
y me pongo a temblar.

Y entonces ocurre, despiertan mis labios,
pronuncian tu nombre tartamudeando,
supongo que piensas que chica mas tonta,
y me quiero morir.

Pero el tiempo se para,
te acercas diciendo,
yo aun no te conozco y ya te echaba de menos,
cada mañana rechazo el directo y elijo este tren.

Y ya estamos llegando, mi vida ha cambiado,
un dia especial este 11 de marzo,
me tomas la mano, llegamos a un tunel
que apaga la luz.

Te encuentro la cara gracias a mis manos, me vuelvo valiente y te beso en los labios, dices que me quieres y yo te regalo el ultimo soplo de mi corazón.


Tirteo y el fútbol

noviembre 30, 2009

Para esta segunda entrada voy a comparar las letras del poema 8 de Grecia escrito por Tirteo con la canción que representaba a la selección española de fútbol en el mundial de 2006 hecha por Señor Trepador.  Estas canciones representan el sentimiento hacia una bandera en temas sociales característicos de sus épocas.

POEMA DE TIRTEO:

¡Adelante hijos de los ciudadanos de Esparta,

la ciudad de los bravos guerreros!

Con la izquierda embrazad vuestro escudo

y lanza con audacia blandid,

sin preocuparos de salvar vuestra vida;

Que ésta no es costumbre de Esparta!

SEÑOR TREPADOR:

Hoy me trazé un buen plan,
y quedé con amigos para ir al mundial,
para verlos ganar,
darle fuerza a mi equipo para que no deje nunca de luchar,
y sube el ambiente si todos,
se enganchan cantando con forme miles de gargantas
que unes los timbres de todas sus voces gritando a sangrarrrr…!!!!!!!

(música)

Que vuelva a ponerse de pie nuestra hinchada,
y vuelva a sentirse el temblor de la grada
con ser de victoria que colman los vasos de nuestra aficion!!!,
y que truene el cielo como una avalancha
por los senderos dentro de una cancha
directo empicado a llevarnos la copa como el campeón

(música)
(nananananana….nananananana)

Rojo es el color del equipo español
roja será nuestra fiesta como al rojo nuestra puesta
Rojo es el color del equipo español
roja será nuestra fiesta como al rojo nuestra puesta

ROJO ES EL COLOR QUE TIÑE MI CORAZÓÓÓÓÓÓN!!!!!!…..


Safo y J.M. Cano

noviembre 30, 2009

Poesía griega de Safo:

Me parece igual a un dios, el hombre

Que frente a ti se sienta, y tan de cerca

Te escucha absortos hablarle con dulzura

Y reírte con amor.

Eso no miento, no, me sobresalta

Dentro del pecho el corazón; pues  Cuando

Te miro un solo instante, Ya no puedo

Decir ni una sola palabra,

La lengua se me hiela, y un sutil

Fuego no tarda en recorrer mi piel,

Mis ojos no ven nada, y el oído

Me zumba, y un sudor

Frío me cubre, y un temblor me agita

Todo el cuerpo, y estoy, mas que la hierba,

Pálida, y  siento que me falta poco para quedarme muerta.

Letra de Mujer Contra Mujer :
(J. M. Cano)

Nada tienen de especial
dos mujeres que se dan la mano
el matiz viene después
cuando lo hacen por debajo del mantel.

Luego a solas sin nada que perder
tras las manos va el resto de la piel
un amor por ocultar
y aunque en cueros no hay donde esconderlo
lo disfrazan de amistad
cuando sale a pasear por la ciudad.

Una opina que aquello no está bien
la otra opina que qué se le va a hacer
y lo que opinen los demás está de más.

Quien detiene palomas al vuelo
volando a ras del suelo
mujer contra mujer.

No estoy yo por la labor
de tirarles la primera piedra
si equivoco la ocasión
y las hallo labio a labio en el salón
ni siquiera me atrevería a toser
si no gusto ya sé lo que hay que hacer
que con mis piedras hacen ellas su pared.

Quien detiene palomas al vuelo
volando a ras de suelo
mujer contra mujer.

Una opina que aquello no está bien
la otra opina que qué se le va a hacer
y lo que opinen los demás está demás.

Quien detiene palomas al vuelo
volando al ras del suelo
mujer contra mujer.

opinión:

He elegido esta canción porque me recuerda a la poesía, ya que habla de una mujer que está enamorada de otra, y además me parecía la apropiada.

Sara Fernández


Carpe diem – Horacio – Falsalarma

noviembre 30, 2009

horacio

Carpe diem, Horacio

No pretendas saber, pues no está permitido,

el fin que a mí y a ti, Leucónoe,
nos tienen asignados los dioses,
ni consultes los números Babilónicos.
Mejor será aceptar lo que venga,

ya sean muchos los inviernos que Júpiter

te conceda, o sea éste el último,
el que ahora hace que el mar Tirreno
rompa contra los opuestos cantiles.
No seas loca, filtra tus vinos

y adapta al breve espacio de tu vida
una esperanza larga.
Mientras hablamos, huye el tiempo envidioso.
Vive el día de hoy. Captúralo.

No fíes del incierto mañana.

Esta canción me recuerda al poema de Carpe Diem de Horacio, (siglo I a.C.-I d.C) porque ambos hablan de cómo tienes que aprovechar el tiempo ya que nunca sabes dónde estarás mañana y sólo tienes una vida para hacer tanto en tan poco tiempo, siempre haz las cosas con cabeza y no sin pensar, porque puedes arrepentirte con el tiempo.

Falsalarma – Carpe Diem

Adrián


Arquíloco – Ska-p

noviembre 29, 2009

En este poema, Arquíloco nos dice que a él no le importa para nada la importancia del ejército, ni que los soldados sean fuertes o débiles. Y en esta canción de Ska-p pues resaltan su inconformismo respecto a las fuerzas armadas burlándose de ella.

Poema de Arquíloco

No me gustan los jefes altos de paso ágil
orgullosos de sus bucles y su afeitada a contrapelo.
Prefiero uno bajito, chueco, pero bien plantado
y lleno de coraje.

Gonzalo Pérez